Blog Sexo | SexotiKa Sexy News

Los puntos erógenos de la mujer

Los puntos erógenos de la mujer

El cuerpo de la mujer está lleno de puntos erógenos que no todos han descubierto aún. Muchas veces el sexo resulta placentero para el hombre pero la mujer guarda secretos desconocidos que pueden conseguir que llegue al máximo placer. La mayoría piensa que la zona pélvica es la única que puede excitar a la mujer, y no es así. A continuación te vamos a dar unos consejos para para que innovéis con nuevos métodos para alcanzar el clímax.

1. En primer lugar los codos y las manos son partes erógenas que si se combinan con otras pueden dar gran placer. Puedes jugar para hacer disfrutar rozando con tus dedos o con la lengua la parte interna del codo, bajando hasta el antebrazo hasta los dedos de la mano. Puedes combinar eso mientras acaricias otras partes del cuerpo. Y esto se debe a que en la mano hay mas 40.000 terminaciones nerviosas.

2. Un masaje en la cabeza o acariciar el pelo de la mujer mientras tenéis relaciones sexuales aumenta el placer de la mujer ya que la cabeza está llena de terminaciones nerviosas. Tan solo con entrelazar tus dedos con su pelo o apretar los dedos en la cabeza produce en ella un gran estimulo.

3. Lo mejor para comenzar con las relaciones es con un beso. Los labios o la lengua son muy sensibles y producen una gran excitación en la mujer. Un beso puede provocar un efecto inmediato de excitación de sus órganos genitales.

Hoy continuamos con los punto erógenos de la mujer para que puedan alcanzar el clímax. Ya que muchos desconocen la mayoría de las partes del cuerpo que pueden excitar a una mujer además de la zona pélvica. De este modo conseguiréis una satisfacción sexual plena ambos miembros de la pareja.

4. Si soplas o besas las orejas de una mujer el placer fluirá por todo su cuerpo. Este es uno de los mayores métodos de los hombres para estimular a una mujer. Y es que los lóbulos son altamente sexuales ya que aumentan su tamaño mientras se mantienen relaciones.

5. El cuello, la nuca y los hombros son otra de las partes más utilizadas por los hombres para estimular a una mujer. Y es que es el primer lugar que recurren cuando tienen un momento de intimidad con su pareja. No consiste en morder sino besos y caricias delicadas. De este modo conseguirás que la mujer se estremezca.

6. Una buena forma de ir excitando poco a poco a tu pareja es ir besando o acariciando con los dedos o con la lengua desde el ombligo hacia abajo. Esta zona del cuerpo está llena de terminaciones nerviosas y además de eso proporcionará una sensación de cosquillas por lo que hay que hacerlo de forma suave y lenta.

Además de estos puntos y otros que también estimulan a las mujeres como los muslos, las ingles, un masaje en la espalda o sus pechos. Lo que consiste es en ir probando cuales son los puntos que más satisfacen a tu pareja, ya que no a todas las personas nos gustan las mismas cosas, cuando se trata de placer tampoco. Juega, prueba y a la vez aprende y consigue que tu pareja llegue al clímax.


Escribir un comentario