Blog Sexo | SexotiKa Sexy News

Factores que probocan los divorcios

Factores que probocan los divorcios

Tener dos hijas, casarse más tarde de los 32 o que haya divorcios previos en la familia… Son solo algunos de los factores cotidianos que, según las estadísticas y por inverosímil que nos parezca, incrementan la probabilidad de que el matrimonio acabe en fracaso. ¡Te contamos los más sorprendentes!

1.- Que la novia tenga dudas previas a la boda: Según un estudio publicado en el Journal of Family Psichology, si la novia experimenta dudas antes de casarse, las posibilidades de divorcio son un 50% mayores. ¡¡Ojo!! Según el estudio, las posibilidades de divorcio solo aumentan si es ella la que ha tenido las dudas, mientras que si es el chico quien no está seguro, el riesgo de divorcio no aumenta de forma significativa.

2.- Si la pareja se casó muy joven o más tarde de los 32: Según las estadísticas, ni es bueno casarse demasiado joven, ya que en esos casos la persona acaba cambiando mucho y puede que no sea capaz de afrontar la unión con madurez, ni tampoco hacerlo más allá de los 32. En este último caso, cada año adicional incrementa en un 5% el riesgo de que el matrimonio acabe en fracaso.

3.- Tener dos hijas: Por increíble que parezca, los matrimonios con dos hijas incrementan en un 43% sus posibilidades de divorcio frente a las parejas que no tienen hijos. El riesgo también es mayor que el que afrontan las parejas con dos niños (estas tienen un 37% más de riesgo que los matrimonios sin descendencia).

4.- Ser hijo de padres divorciados: Que uno de los miembros de la pareja sea hijo de padres divorciados aumenta en un 40% las posibilidades de seguir el mismo camino. Si además sus padres volvieron a casarse después, el riesgo aumenta hasta en un 91%, de acuerdo con un estudio publicado en el Canadian Journal of Sociology.

5.- Que el primer hijo de la pareja nazca menos de 8 meses después de la boda: Es decir, que casarse embarazada incremente el riesgo de que tu matrimonio acabe en divorcio. ¿Cuánto? Las estadísticas dicen que al menos en un 24%.

6.- Tener hijos con necesidades especiales: Desafortunadamente, a la dificultad añadida de tener un niño con algún tipo de problema de salud se suma otra inquietud para los padres. Según las estadísticas, su riesgo de divorcio antes de que el niño cumpla los 8 años es un 23% mayor al de las parejas que no tienen que afrontar esa situación.

7.- Parejas con deudas: Ni que decir tiene que las deudas no ayudan en la convivencia. Lo que quizá no sabías es que, según un estudio llevado a cabo por la Universidad de Utah, las parejas que tienen desacuerdos en el modo de invertir su dinero o aquellas que tienen deudas importantes tienen al menos un 45% más de riesgo de acabar en divorcio.

8.- Que la mujer gane más que el hombre: En estos casos, el riesgo se incrementa en un 50%, de acuerdo con un estudio del Instituto Max Planck.

9.- Si los cónyuges no sonreían en sus fotos de adolescencia: Es uno de los aspectos más sorprendentes que se ha estudiado, pero lo cierto es que los científicos han comprobado que las parejas cuyos integrantes nunca sonreían en sus fotos de adolescencia eran 5 veces más propensas al divorcio que aquellas que mostraban una gran sonrisa. Los resultados de este trabajo se publicaron en el Journal of Motivation and Emotion y achacaban estas cifras a que el modo en que sonreímos en las fotos puede mostrar nuestra predisposición ante la vida.

10.-Haber vivido juntos antes de casaros: Por increíble que parezca, según un estudio del National Health Statistics report de Estados Unidos, las parejas que habían vivido juntas antes de la boda tenían un riesgo un 12% mayor de acabar divorciadas.

11.- Si la mujer es mayor que el hombre: Si ellas son de uno a tres años mayores, el riesgo de divorcio aumenta en un 53%, según un estudio llevado a cabo por diferentes instituciones australianas.

12.- Que uno de los miembros de la pareja fume y el otro no: En estos casos, las desavenencias pueden aumentar el riesgo de divorcio hasta en un 91%.
¿Qué te parecen los resultados de estos estudios¿ ¿Cuál es el dato que más te ha sorprendido? ¡Déjanos tu opinión!


Escribir un comentario